BLOG
Futuro Educativo

Temas

El secreto final revelado: ¿qué opinan los alumnos de sus docentes y escuelas?

El tiempo de la transparencia casi absoluta está llegando a todas partes. La evolución de la humanidad parece ir camino a desnudarlo todo. ¿Cómo seremos en un futuro no tan lejano sin espacio para la intimidad, expuestos a ser comentados por otros o a lo que nosotros mismos mostramos en la vida digital? Estas preguntas llegaron ya a la educación. Las tecnologías permiten saber qué opinan los alumnos y sus familias de sus docentes y escuelas. Recién está comenzando, por eso quizás es el momento para pensar sus implicancias a tiempo.

Rate My Professors es el sitio de mayor cantidad de evaluaciones sobre los docentes universitarios realizadas por parte de los alumnos en Estados Unidos. Abarca 7.000 instituciones educativas, más de un millón de docentes y tiene más de 15 millones de evaluaciones de alumnos. Basta entrar y navegar hasta encontrar al docente que tengo frente a mí para saber qué opinan otros alumnos sobre él. Lo que antes era un rumor típico de los pasillos universitarios está ahora sistemáticamente expuesto en la web.

El sitio es masivo y pueden verse numerosos videos de los docentes criticados respondiendo en la web (con humor o con furia).

Las calificaciones son muy simples y bastante pobres en términos de métricas de evaluación. Sólo miden “Ayuda” (Helpfulness), “Claridad” (Clarity) y “Facilidad” (Easiness). Extrañamente no se pregunta acerca del nivel de conocimientos del profesor o la versatilidad didáctica. Incluso algunos estudios han demostrado los sesgos del sitio: los alumnos pueden opinar más de una vez, no hay controles ni filtros adecuados dado que todo se mantiene en el anonimato.

Schoolmars es un sitio español que aspira convertirse en el espacio universal donde todas las escuelas del mundo sean calificadas por sus usuarios (las familias y alumnos). Por ahora incluye a todas las escuelas de España e Inglaterra. Pronto planea llegar a Brasil, primera escala en América Latina.

Se lo conoce como el “Tripadvisor” de la educación. Hoy buena parte de los turistas globales empiezan su viaje en Tripadvisor. Para ellos sería impensable no chequear allí los comentarios sobre un hotel antes de reservarlo. ¿Podría llegar a pasar algo así en el futuro con las escuelas?

Si los rankings de escuelas basados en evaluaciones de la calidad han levantado un enorme debate educativo en todo el mundo, ¿qué pasará con esta forma de ranking si se masifica? ¿Qué implicancias tendría sobre los sistemas educativos y sus escuelas? ¿Serán escuelas moldeadas por la demanda, sin oferta propia, sin más sentido que satisfacer clientes?

Que se masifique no depende de la política pública. No parece haber forma legal de detenerla. En todo caso podrá regularse y controlarse el engaño (escuelas que incentiven críticas falsas sobre ellas o sobre su competencia). Quizás más que el Estado, serán las propias familias las que harán campaña para que Schoolmars, o quien sea gane este mercado apenas en gestación, deje de contar lo que debe ser conversado puertas adentro.

Escuelas traslúcidas. Escuelas donde se conocen opiniones de los usuarios, de las cuales se sabe el estado de la infraestructura, si tiene o no computadoras, si sus docentes faltan, ayudan a los alumnos o si la profesora de historia fuma en el baño. Escuelas sin muros, de las cuales puede saberse todo con un clic.

Pero ¿realmente esto es un saber educativo valioso? ¿Es este tipo de conocimiento anárquico, basado en quienes tienen más impulso a compartir lo que ven o a figurar en las redes sociales, el más valioso para juzgar una escuela? ¿Qué significará ese ranking, que ordena a todas las escuelas como los hoteles, restaurants y excursiones en Tripadvisor? ¿Será un reflejo de la realidad o un espejo deformando del cual no podremos ya salir?

Sólo el tiempo parece ser capaz de juzgar estas preguntas. Nada de todo esto es controlable. Sale de millones de personas que están subiendo sus pensamientos a la nube. Nuestros hijos están comenzando a vivir otro mundo, donde estar desnudos es el precio a pagar por ser libres de opinar. Quizás ellos sepan qué hacer con las escuelas y el mundo que les legamos.


Graduate XXI & Futuro Educativo
© 2017 - Todos los Derechos Reservados
Conoce al equipo de GXXI

  • Graduate XXI

¡Hablan de nosotros!


¡Tweets en vivo!

¿Es posible crear comunidades de #aprendizaje en línea para los #estudiantes escolares? http://lvWFVMi7md http://SFpscmUSME

@graduatexxi
#ArtThinking: Conoce a las dos #profesoras que usan el arte para revolucionar la #educación http://qDgTqR3KzShttp://BdlQtY6yNV

@graduatexxi